10 cosas que sucederían si EE. UU. Se volviera aislacionista

Ningún país de la Tierra es tan poderoso como USA. La nación domina el planeta militar, cultural y políticamente. Impide que otras naciones edifiquen armas nucleares (o, en la situacion de Corea del Norte, lo procuren), dicta opciones de diversión para una cantidad enorme de millones y tiene mucho más dinero que cualquier otra nación por una milla de país. China puede estar expandiéndose, Rusia puede estar interfiriendo en todo el mundo y la UE puede ser el bloque comercial mucho más rico de todo el mundo, pero ninguno de ellos puede equipararse con USA.

Pero, ¿y si Washington decidiese de pronto que este no era el papel conveniente para USA? ¿Qué ocurriría si la nación mucho más vigorosa de todo el mundo fundamentalmente se despidiese del resto de todo el mundo? ¿Sería la multitud mucho más feliz? mucho más triste ¿indiferente? Ahora, examinamos 10 probables secuelas a fin de que USA se vuelva totalmente aislacionista, desde lo fabuloso hasta lo meh y lo espantoso.

10. Puntos negativos: la guerra en Europa

Europa el día de hoy es un desastre. El Brexit, la crisis migratoria y la deuda griega dejaron al conjunto de naciones confundido y en enfrentamiento. Como resultado, Rusia vió la posibilidad de intensificar sus ocupaciones expansionistas en la frontera oriental de la UE, más que nada en Ucrania. Los aeroplanos de combate rusos comenzaron a sobrevolar los estados bálticos de Estonia, Letonia y Lituania. Pero, lo que es más esencial, Moscú aún no ha anexado ningún territorio allí. La razón de esto: USA.

Como primordial superpotencia de la OTAN, USA está obligado a proceder a la guerra con cualquier nación que ataque a un país de la OTAN. En contraste a Ucrania, los tres estados bálticos son integrantes de la OTAN. Ya que una batalla entre Rusia y EE. UU. Sería objetivamente una disparidad, Putin ha eludido de forma sabia una invasión. Pero si se saca a USA de la ecuación, el cálculo se inclina en pos de Moscú.

Viejos comandantes de la OTAN han pronosticado que una retirada estadounidense de la OTAN conduciría a una Invasión rusa de los países bálticos. Esto desencadenaría una enorme guerra en Europa. Los ciudadanos de los países bálticos están entrenados en la guerra de guerrillas. La UE estaría obligada a procurar resguardar a tres de sus integrantes. Ya que Rusia, Francia y Enorme Bretaña tienen armas nucleares, existe la oportunidad de que un enfrentamiento regional se transforme en una supernova. Y todos recordamos lo que sucedió la última vez que Europa se implicó en una guerra regional masiva (pista: ocurrió la Segunda Guerra Mundial).

9. Puntos positivos: eludir la guerra con China

¿Sabes qué zona atemoriza mucho más a los investigadores que los países bálticos? El Mar de China Meridional. Este tramo de agua apacible es la vivienda de sobra tensiones latentes de las que puede contar con comodidad. Docenas de países aseguran tener partes sobrepuestas. Ciertos están socios con China, al tiempo que otros están socios con USA. Si bien absolutamente nadie desea una guerra en la zona, existe el riesgo de que un choque entre 2 potencias inferiores se transforme en una confrontación militar directa entre USA y China. En otras expresiones: Segunda Guerra Mundial.

Este ámbito apocalíptico solo marcha mientras que haya 2 superpotencias que demanden el mar. Si USA se quita de repente, entonces no hay ninguna persona que desafíe a China. Beijing consigue lo que desea, Washington se encoge de hombros y se impide la Tercera Guerra Mundial.

El número de vidas que esto salvaría es inconmensurable. Una batalla entre una China nuclear, con sus amigos nucleares Rusia y Corea del Norte, y un USA nuclear compuesto por la OTAN verdaderamente mataría cientos de millones. Más allá de que tal enfrentamiento no es ineludible, es viable … salvo que USA se vuelva aislacionista. Podría ser que ninguna política exterior fuera la mejor política exterior de todas y cada una.

8. Puntos negativos: una carrera de armamentos nucleares en Asia

A lo largo de décadas, USA trabajó tranquilamente para disuadir a las naciones aliadas de conseguir armas nucleares. Al hacer un “paraguas nuclear” defensivo que cubre Europa, Corea del Sur, El país nipón, Australia y unas partes del Medio Oriente, USA permitió que esos países se sientan seguros sin comprar armas nucleares. Esto, por su parte, disminuye las opciones de que un estado rebelde empiece una guerra nuclear global. Pero quita ese paraguas nuclear y sacúdete las gotas de lluvia, y vas a ver armas nucleares abundando mucho más veloz de lo que puedes decir “¡Ups!”

Esto quiere decir una carrera armamentista al estilo de la Guerra Fría en Asia. Con China y Corea del Norte muy cerca, Corea del Sur terminantemente procuraría tecnología nuclear. El país nipón podría proseguir su ejemplo, si tienen la posibilidad de sobrepasar sus recuerdos de Hiroshima. Eso quiere decir que de súbito tienes 4 países, que se detestan entre sí, apuntándose con superarmas que terminan con el mundo, preparados para disparar a la menor provocación. No es necesario ser un genio para percatarse de que esto podría finalizar como el combate mexicano en el final de Reservoir Dogs, solo con el apocalipsis como final en vez de ciertas armonías espectaculares de Tarantino.

7. Puntos positivos: ahorrar toneladas de dinero

¿Cuánto piensas que gasta USA en sus fuerzas armadas? No, mucho más prominente que eso. No, aún mucho más prominente. Prosigue, amigo, ahora prácticamente andas allí. Bien, ¿ves ese número inimaginablemente colosal en tu cabeza? Bueno, probablemente sea aun mucho más grande que eso. En 2015, USA gastó $ 601 mil millones en costos militares. Eso es mucho más que el los próximos 7 países con mayores costos combinados.

De esta forma es, el presupuesto militar de hoy de los EE. UU. Podría abonar todas y cada una de las pretensiones militares de China, Rusia, Arabia Saudí, el Reino Unido, India, Francia y El país nipón, y aún le queda algo de sobra. Menos de la mitad de eso se gasta en educación en los EE. UU. Todos los años. Resumiendo, es una suma desmesurado de dinero, y redirigirla a distintas unas partes de la economía estadounidense podría cambiar completamente el desempeño estadounidense.

Más allá de que varios de los $ 601 mil millones precisarían destinarse a un ejército defensivo para resguardar a un USA aislacionista, la mayor parte se liberaría. Podría ocuparse a la supervisión policial, la educación, la investigación científica, el cuidado de parques nacionales … las opciones son casi infinitas. Sencillamente podría ayudar a achicar el déficit y dejar en libertad a las generaciones futuras de la deuda pública. Para los estadounidenses, aferrarse a ese moolah indudablemente sería una victoria.

6. Negativos: una pérdida de predominación estadounidense

Resultado de imagen para aislacionista estadounidense

El día de hoy, el planeta está configurado de una forma que favorece sin cesar a USA. Los países extranjeros adquieren artículos estadounidenses, ven películas estadounidenses, leen novelas estadounidenses, sueñan con vacacionar en Disney World. Los pactos comerciales son pro estadounidenses. Una red de coaliciones garantiza que los idóneas estadounidenses se extiendan por todos y cada uno de los rincones de todo el mundo. Valores como los derechos humanos, la democracia y la independencia de expresión se piensan estándares universales.

Todo lo mencionado es merced a American ‘Poder despacio’, la utilización de caridad, investigación científica, películas y pactos comerciales para dar a conocer la predominación estadounidense. Hay una razón por la que todos en los negocios charlan inglés, y no es pues todos sueñen con proceder a Enorme Bretaña. Esta predominación global favorece a USA de incontables formas. Vuélvete aislacionista y toda esa predominación se marchitará y va a morir.

El resultado sería un planeta que de a poco se volvía menos coincidente con los valores estadounidenses y mucho más en sintonía con los chinos. En vez de que los jovenes de Beijing aprendan inglés, los pequeños estadounidenses que deseaban salir adelante estarían aprendiendo chino mandarín. En vez de que los pequeños de todo el mundo desarrollandose aprendan sobre la independencia y Abraham Lincoln, estarían aprendiendo sobre el presidente Mao y el comunismo. Se levantaría una exclusiva generación global que ve a USA del mismo modo que observamos a Francia o Portugal; como superpotencias pasadas cuya relevancia es mucho más histórica que práctica.

5. Puntos positivos: una Europa recién unida

Resultado de imagen para aislacionista estadounidense

¿Recuerda la amenaza del Báltico de la que charlamos antes? A lo largo de décadas, Europa ha funcionado sobre la base de que USA la respalda. Quite esa percepción y podría conducir al caos. Por otra parte, podría conducir a una Europa mucho más unida que en otro instante de la historia.

Piense en Europa como una pequeña localidad en el Salvaje Oeste donde todo el planeta siempre y en todo momento está peleando. Francia y también Italia prosiguen opinando sobre quién es la vivienda mucho más bonita. Grecia ha arruinado el presupuesto de la región en las noches de celebración. Alemania siempre y en todo momento manda al mundo entero a su alrededor, y el viejo Enorme Bretaña decidió derruir su casa y mudarse a la pradera. Entonces, un día, el sheriff desaparece llevándose sus armas. Con asaltantes como Rusia y también ISIS rodeando este establecimiento indefenso, la multitud del pueblo podría colapsar en pavor y luchas internas … o podrían sumarse, tomar sus armas y emplear su cooperación recién descubierta para proteger su hogar.

La gente tienden a sumarse frente a una amenaza común. En frente de una amenaza existencial en su puerta, los de europa tienen la posibilidad de contestar a una América que mira hacia adentro colaborando mucho más, volviéndose independientes y dejando atrás sus diferencias substanciales. El resultado podría ser una Europa recién unida, mucho más fuerte, mucho más feliz y menos disfuncional que en otro instante.

4. Negativos: una pérdida de seguridad

Resultado de imagen para aislacionista estadounidense

No sorprenderá comprender que muchas personas detesta un tanto a USA ahora mismo. Como, MUCHO. Hay terroristas de Siria, Irak, Afganistán, Sudán, Nigeria, Pakistán, Corea del Norte y también Van a ir (entre otros muchos), a quienes nada les encantaría mucho más que matar a un conjunto de estadounidenses inocentes en una conflagración espantosa. Y proseguirán intentándolo, aun si USA se quita de todos y cada uno de los países de todo el mundo. ¿La razón por la cual (por norma general) fallan? Cooperación en todo el mundo.

El intelecto compartida de agencias aliadas detiene incontables asaltos terroristas todos y cada uno de los días. Las matanzas en los EE. UU., Alemania, Francia y el Reino Unido se han fallido en 2016 merced a la cooperación en todo el mundo. USA por sí mismo es dependiente de una red de 80-90 agencias amigas, aparte de incontables informantes en el mundo entero, para sostener a los ciudadanos estadounidenses seguro de asaltos con vehículos, armas y bombas. Si USA se volviese realmente aislacionista, Washington debería retirarse de estas redes. Como resultado, las opciones de otro 11 de septiembre aumentarían drásticamente.

Eso no significa que terminantemente ocurriría otro ataque. Pero la posibilidad de que sucediera se dispararía. Para un país que desea huír de los inconvenientes de todo el mundo, USA irónicamente podría conseguir que los inconvenientes de todo el mundo vinieron a procurarlo.

Resultado de imagen para aislacionista estadounidense

Es un razonamiento poco común que se gane con solo una palabra. El razonamiento aislacionista / intervencionista se aproxima bastante. Esa palabra: Irak. Si se regresa hacia adentro, USA jamás mucho más deberá lidiar con otra guerra tan costosa, perjudicial y horrible como esa.

La guerra de Irak le costó a los EE. UU. mucho más de $ 2 billones. Mató a prácticamente 4.500 estadounidenses y también hirió a prácticamente 32.000. La BBC notificó que mató hasta 500.000 iraquíes. Condujo al surgimiento de ISIS, que mató a centenares de miles mucho más. Destrozó la imagen estadounidense en el exterior y provocó incontables y también superfluas divisiones en el hogar. Según la mayor parte de las estimaciones, fue un desastre absoluto. La guerra de Afganistán antes de eso fue un tanto mejor. Desde 2016, los talibanes han recuperado enormes extensiones del país. La intervención de Libia provocó mucho más caos y otro punto de acompañamiento de ISIS. Para conseguir una intervención estadounidense triunfadora, probablemente deba remontarse 17 años a Kosovo.

Si USA se volviese hacia adentro, cosas como esta dejarían de ocurrir. No se lanzaría dinero a un orificio negro en el Medio Oriente. No hay vidas estadounidenses que se desperdicien innecesariamente. Los países equilibrados pero represivos continuarían equilibrados pero represivos, en vez de colapsar en avernos plagados de ISIS. Sume todo lo mencionado y, de pronto, el aislacionismo no semeja una mala iniciativa.

2. Puntos negativos: el apogeo de China

Resultado de imagen para China aislacionista de EE. UU.

China es la próxima superpotencia mundial. No hay forma de evitarlo. El interrogante para USA en el siglo XXI es bien simple. ¿Desea Washington un planeta en el que comparta el estatus de superpotencia global con China? ¿O desea un planeta donde solo China rija el mundo?

Por el hecho de que esa última opción es Qué pasará si USA se regresa hacia adentro. Y si bien una China expansionista sería buenísima para muchos, sería menos buena para todos los que creen en los idóneas estadounidenses.

China es un estado represivo y autoritario que desecha abiertamente la democracia. Con USA y China rigiendo el futuro, hay una buena oportunidad de que se consigua algún equilibrio, admitiendo que los dos sistemas prosperen. En un ámbito en el que China solo está a cargo, la democracia se marchitaría y moriría en el mundo entero. Estaríamos accediendo en otra era de dictaduras, como las que se apoderaron de América Latina y Europa del Este a lo largo de la Guerra Fría. Solo en este momento, habría una superpotencia intervencionista incontenible preparada para pelear para asegurar que la democracia fuera erradicada adondequiera que levantara la cabeza.

No nos encontramos intentando de colorear a China como un hombre del saco aquí. La nación tiene una cultura vieja y impactante, una sucesión de renovadores refulgentes y una cantidad enorme de millones de ciudadanos amistosos y espectaculares. Pero el gobernante Partido Comunista no está entre ellos. Un planeta en el que Pekín estuviese a cargo en vez de Washington sería triste para prácticamente todos nuestros leyentes.

1. Puntos positivos: enfoque en cuestiones internas

Resultado de imagen para EE. UU. Se convirtió en aislacionista

En el final, merece la pena rememorar que el aislacionismo procede de un fácil deseo. Para poder ver su país, busque en usted primero y el resto de todo el mundo seguidamente. Tras décadas de gobiernos consecutivos que dedican mucho más tiempo a Europa o Asia que a sus ciudadanos, millones de estadounidenses tienen la posibilidad de localizar reconfortante vivir bajo un gobierno que se preocupa primordialmente por ellos.

Eso significaría ahorrar dinero usado en el extranjero y destinarlo a los estadounidenses en el hogar. Significaría anteponer los empleos estadounidenses al libre comercio y ocupar los bolsillos de las considerables compañías. Significaría regentar la energía del gobierno federal a emprender los inconvenientes internos, en vez de pasar el tiempo del Congreso opinando inconvenientes en sitios lejanos como Sudán del Sur, Zimbabwe o el este de Ucrania. Para los fieles en el aislacionismo, esto solo probablemente sería bastante para compensar con creces todos y cada uno de los incontables puntos negativos nombrados previamente.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *