10 películas que no esperarás en 2015

2015 se concreta como un óptimo año para el cine. Hay novedosas películas de Star Wars, Avengers y James Bond en el horizonte, tal como muchas películas de arte prometedoras. Pero eres un individuo ocupada que no puede ver todo, entonces, ¿de qué manera decides qué vale tu apreciado tiempo y dinero? No es moco de pavo, pero tenemos la posibilidad de asistirlo con una lista de películas que terminantemente puede ignorar.

10. Cincuenta sombras de Grey (13 de febrero)

Mala salud, días oscuros, amor inesperado, carrera dañina, poco en común, es disparidad de Nicolas Sparks. Aun si no vió solamente que adelantos de otras películas de Sparks, ahora vió esta película. Por favor, tómese un año libre y después cuéntenos una historia de Sparks con robots, asesinos y / o viajes en el tiempo. Prometemos que lo observaremos.

6. Paul Blart: Mall Cop 2 (17 de abril)

Existen algunas películas que, pese a no incendiar el planeta, consiguen una secuela por pura fuerza de intención. Quizás fue un tradicional de culto con entusiastas aplicados. Quizás fue un preferido de la crítica o un emprendimiento preferido de estudio. Quizás dejó un suspenso que solicitaba ser resuelto. Paul Blart: Mall Cop no era una de esas películas. Paul Blart: Mall Cop fueron 90 minutos de gracietas de “fattie falls down”, y con el mayor respeto por los genios de la comedia que las hicieron, no pensamos que precisemos mucho más. Duerma bien, profesores del trabajo. Tu noble trabajo está hecho.

Las consecuencias de comedia tienden a marchar peor que las consecuencias de otros géneros, ¡y Mall Cop 2 no está precisamente siguiendo a Airplane! Aun si gozó de los estilos cómicos suaves y olvidables del Sr. Blart, ¿los gozó lo bastante para estimar ver otros 90 minutos de ellos? Si piensas que los Segways son intrínsecamente entretenidos, entonces ve y diviértete con esta película. Solo tenga presente que el amigo que debió leerle este producto probablemente no esté entusiasmado.

5. Pitch Perfect 2 (15 de mayo)

Comentando de consecuencias que absolutamente nadie solicitó, ¡aquí está Pitch Perfect 2! ¿“Somos lanzamientos de atrás”? Espera, debemos inventarnos la prisión del letrero de la película. Eso no es un juego con las palabras, es una víctima de un derrame cerebral que procura y no consigue estar comunicado. Llamar a un juego con las palabras “Nos encontramos retrasados” es como tirarle tocino a alguien y llamarlo un juego de fútbol. Y después el tráiler recopila ese tocino y corre con él, declarando que “el tono volvió” entre ruidos de pedos y estereotipos sobre los de europa.

Realmente bien, Pitch Perfect consiguió buenas críticas y fue un éxito de taquilla. Pero eso fue en 2012, y es bien difícil contar una segunda narración acerca de exactamente el mismo conjunto heterogéneo de inadaptados que se unieron para ganar la enorme rivalidad de canto sin ser repetitivo ni implicar que las vidas de todos se desmoronaron entre las películas. Y, seriamente, gente, es imposible leer ese lema y tener alguna promesa. Toda vez que lo observamos deseamos pegar, solo… todas y cada una de las cosas.

4. The Transporter Legacy (19 de junio)

2015movies3

Legado es una palabra esencial. Se precisa bastante para ganar uno. Abraham Lincoln y FDR tienen legados. Enormes artistas como Da Vinci tienen legados. Una trilogía de películas sobre Jason Statham manejando verdaderamente veloz y grabando en medio país no posee un legado maldito.

¿Transformarse en presentes oculares del surgimiento de de qué manera Frankenstein se transformó en un científico desquiciado? Demonios, no precisas una película de 2 horas para estudiar esa historia de fondo. Tenemos la posibilidad de decírtelo en este preciso momento: “¿A quién demonios le importa? El tipo es un científico desquiciado “.

No somos frívolos, somos el reflejo del encogimiento de hombros colectivo crítico y comercial que se le dio a Drácula no contado, la historia del origen del chupasangre preferido de todos. Alarma de spoiler: era obscuro y áspero, pero asimismo tenía la intención de despertar simpatía. Apuesto que no lo viste venir, ¿eh?

Hay una razón por la que la mayor parte de las adaptaciones de Frankenstein y Drácula no nos ofrecen resúmenes de los años universitarios de los individuos primordiales, y es por el hecho de que da igual. Es la trampa tradicional de las precuelas. Ya conoces lo que le va a pasar al personaje, en especial a uno tan popular y simple como el Dr. Frankenstein. Entonces, ¿verdaderamente importa de qué forma llega allí? Los optimistas entre nuestros leyentes afirmarían que sí, pero cualquier persona que haya debido padecer por Drácula no contado está garabateando “NO” en su monitor con sangre.

1. Jem y los hologramas (23 de octubre)

2015movies6

Vamos a dejar Wikipedia lidera este. “Jem and the Holograms es una próxima película estadounidense de comedia y drama de fantasía musical romántica de acción en directo fundamentada en la línea de juguetes y la serie animada de televisión de los años 80 del mismo nombre”.

¿Lograste todo eso? Una comedia trágica de fantasía musical romántica de acción en directo fundamentada en una línea de juguetes y, oh sí, un programa de televisión que media audiencia ha olvidado y la otra mitad jamás ha oído charlar primeramente. Lo afirmaremos de nuevo, para dejar que lo asimilemos. Una comedia trágica de fantasía musical romántica fundamentada en una línea de juguetes. Eso no es una película, es el sueño erótico de un ejecutivo de marketing.

Lo que podría ser una diversión absurda semeja tomarse a sí mismo bastante seriamente al procurar vender mercancía, y ese es un juego arriesgado para una película. Es suficiente con ver el letrero. Esa no es una caricatura poco usual, es un drama europeo sobre rameras lesbianas adeptas a las drogas. Y eso es algo pesado para el directivo que nos trajo 2 películas Step Up, Justin Bieber: Never Say Never y GI Joe: Retaliation.

Para ser justos, ese es de todos modos el currículo idóneo para lo que semeja una película de baile semi trágica comercializada para jovenes que desconocen o no se encargan de la caricatura. Pero desde fuera de la visión de ese conjunto demográfico, semeja que una vivienda de arte tuvo una aventura con un taller de animación coreano y su hijo amado fue una campaña de marketing, y hay algo realmente indignante sobre ese género de cine cínico. ¡Conque ahorren su dinero, leyentes! O, de forma alternativa, en el momento en que Jem y el resto de estas películas se transformen en éxitos estimados, ¡regresa y cuéntanos lo tontos que fuimos! De cualquier forma, ¡ganas!

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *