10 posibles superpotencias globales

En los comienzos del siglo XXI, los USA de América superaron al planeta como la única superpotencia que quedaba. Desde el colapso de la Unión Soviética una década antes, el poderío militar y económico estadounidense eclipsaba al de sus oponentes. La civilización estadounidense, desde la música hasta el cine, pasando por los pantalones de mezclilla que exportaban al mundo entero, se consumieron con avidez. El politólogo Francis Fukuyama lo declaró como el triunfo de la democracia liberal y el objetivo de la historia.

No obstante, la estabilidad del poder global está en un estado de cambio incesante. USA proseguirá siendo una superpotencia a lo largo del tiempo que razonablemente logre preverse, pero otras naciones están cerrando la brecha. Los economistas adivinan que en unas escasas décadas el dominio económico estadounidense se va a ver eclipsado. Otras naciones podrían procurar rivalizar con USA en fuerza militar. En esta lista, examinamos 10 superpotencias potenciales del siglo XXI.

10. Arabia Saudí

Arabia Saudí es el duodécimo país mucho más grande de todo el mundo y, en concepto de elementos naturales, el segundo mucho más rico. El reino de Oriente Medio tiene gigantes reservas de petróleo y gas natural por un valor próximo a la impactante cifra de 34,4 billones de dólares estadounidenses.

Esta riqueza de elementos naturales da capital tanto financiero como político. Como el integrante mucho más influyente de OPEP, la Organización de Países Exportadores de Petróleo, los saudíes tienen una predominación notable sobre el suministro y el valor mundial del petróleo. Ya que la mayor parte de los países de todo el mundo prosiguen en relación en buena medida del petróleo, esta no es una cuenta menor para los amigos y contrincantes del reino por igual.

En los últimos tiempos, Arabia Saudí ha añadido una aptitud militar importante a su armamento, con un gasto que sobrepasa a todas las otras naciones, salvo USA, China y Rusia. En 2015, Arabia Saudí encabezó una coalición de nueve naciones africanas y del Medio Oriente para guerra en yemen. Esto probó que los saudíes estaban dispuestos para utilizar su creciente fuerza militar y que tenían bastante predominación para seducir a múltiples socios de que los ayudaran.

Con las potencias occidentales cada vez menos predominantes en el Medio Oriente, hay una ocasión a fin de que Arabia Saudí se transforme en la capacidad definitoria en la zona. Desde ahí, podría transformarse probablemente en una superpotencia global.

9. Van a ir

El Medio Oriente podría tener espacio para una superpotencia, pero no hay espacio para 2. Los intereses de Arabia Saudí chocarán poco a poco más con los de Van a ir, otra capacidad regional con enormes ambiciones. Tanto Arabia Saudí como Van a ir son países islámicos. No obstante, los saudíes son en la mayoría de los casos musulmanes sunitas, y cerca del 90% de los iraníes son chiítas. Los 2 conjuntos y los 2 países tienden a no llevarse bien.

Van a ir pasó la mayoría de la década de 1980 en enfrentamiento con sus vecinos. Irak. Con la invasión de Irak dirigida por USA en 2003 que sumió al país en el caos y lo asoló como capacidad regional, Van a ir ha buscado conseguir ganancias. El gobierno iraní ha financiado a conjuntos rebeldes y hizo todo lo que resulta posible para asegurar que Irak prosiga fracturado y desestabilizado. Un Irak desgastado sirve bien a Van a ir, y el propósito inmediato semeja ser llevar a Irak amplios campos petrolíferos bajo control iraní directo o indirecto. Esto aumentaría de enorme manera el poder y la predominación de Van a ir, tanto en el Medio Oriente como en el mundo entero.

Pese a una población bien educada de sobra de 80 millones, la cuarta mayor reserva de petróleo de todo el mundo, un adelantado programa nuclear, y un ejército poco a poco más de alta tecnología, las sanciones dirigidas por USA prosiguen siendo un aspecto de arrastre importante para la economía de Van a ir. Según el FMI, tienen la posibilidad de haber eliminado hasta un 15-20% del PIB iraní desde 2011. Si se levantan estas sanciones y se desata la economía, Van a ir podría transformarse de manera rápida en una fuerza esencial a tomar en consideración.

8. Nigeria

La nación de Nigeria en África Occidental está infestada de inconvenientes. Es extensamente considerada como entre las naciones mucho más corruptas, y los príncipes nigerianos se convirtieron en homónimo de estafadores de Internet. Se calcula que 89 millones de nigerianos, mucho más de una tercer parte de la población total, vivir en pobreza, y su número está incrementando. Se está generando una grave fuga de cerebros conforme los médicos y otros expertos escapan del país en pos de mejores ocasiones en otros sitios. Hasta entonces, el gobierno no pudo sofocar una insurgencia armada de los entusiastas combatientes islámicos de Boko Haram.

Pese a estos inconvenientes supuestamente insolubles, Nigeria es una tierra de inmenso potencial, y se estima que luche a través del caos para transformarse en la nación mucho más vigorosa y también influyente de África. El desarrollo ahora está en marcha. Nigeria superó a Suráfrica como el conjunto de naciones economía mucho más grande en 2014. Más allá de que se estima que el desarrollo en Suráfrica continúe siendo retardado, en Nigeria se prevé que el Producto De adentro Salvaje aumente mucho más del doble de 411 mil millones de dólares americanos en 2018 a un billón para 2030.

La creciente fuerza económica de Nigeria se va a ver impulsada por su ahora importante poder blando, que se define de manera vaga como la aptitud de influir en las relaciones de todo el mundo mediante la predominación cultural. El poder blando de Nigeria se apoya en sus primordiales contribuciones a distintas operaciones de cuidado de la paz, sus credenciales como democracia y una producción de música y películas admirada en África y el planeta.

Si Nigeria puede tomar medidas para emprender sus inconvenientes endémicos de corrupción y pobreza, entonces su población y su economía en apogeo deberían verla emerger como la capacidad dominante de África.

7. Canadá

En el lapso del siglo XXI, probablemente el cambio climático altere el planeta para toda la vida. En el peor caso, podría presagiar el colapso de la civilización como la conocemos. Aun bajo conjeturas mucho más optimistas, podría remodelar la política global y la estabilidad de poder.

Aun un incremento de temperatura parcialmente sencillo a lo largo de los próximos cien años podría probablemente lograr que una gran parte del Medio Oriente inhabitable, al tiempo que el incremento del nivel del mar podría terminar con múltiples naciones insulares y dejar sumergidas las primordiales ciudades ribereñas de todo el planeta.

No obstante, el padecimiento no se compartirá por igual. Es ya el segundo país mucho más grande de todo el mundo por área, la proporción de tierra libre en Canadá va a aumentar conforme los glaciares que cubren cerca de 125,000 millas cuadradas del país se desvanezcan.

Aparte de elementos naturales como petróleo, minerales, metales hermosos y enormes proporciones de madera, Canadá tiene el 20% del agua dulce de todo el mundo. Varios especialistas piensan que las primordiales guerras del siglo XXI probablemente se librarán por la disminución reservas de agua dulce, con lo que se transformará en un recurso poco a poco más apreciado para tener en tan abundante suministro.

6. El país nipón

A objetivos de 1945, El país nipón se encontraba en ruinas. La derrota en la Segunda Guerra Mundial había asolado prácticamente todas las ciudades y pueblos, y cerca de 3 millones de nipones habían perdido la vida.

No obstante, los USA de América deseaban que El país nipón sirviese como baluarte contra el comunismo en el Este. Con la asistencia financiera estadounidense fluyendo y una sociedad que valoraba bastante una feroz ética de trabajo, El país nipón próximamente se recobró. En la década de 1980 tenía la segunda economía mucho más grande de todo el mundo y se promocionaba como una superpotencia nuevo.

Desde ese momento, el desarrollo japonés se ha estancado, y su viejo contrincante China los superó como la segunda capacidad económica mucho más grande de todo el mundo. No obstante, El país nipón no debe descartarse completamente como un potencial superpotencia.

Conforme avanza el siglo de hoy, probablemente se acelere una exclusiva y también esencial carrera armamentista. En vez de estar entre ejércitos, armadas y fuerzas aéreas habituales, se combatirá en la última frontera del espacio.

Los nipones están en una situación sólida para transformarse en un participante señalado. El país nipón está capitalizando poderosamente en su programa espacial; esto en este momento se ve no solo como un esfuerzo puramente científico, sino más bien como escencial para la seguridad persistente de la nación. Dada la notable predominación económica del país y los escenarios extraordinariamente altos de habilidad tecnológica, hay escasas otras naciones que podrían competir.

La aptitud de probablemente eliminar, interrumpir o atrapar satélites correspondientes a potencias oponentes, o agredir objetivos en tierra desde la órbita, sería una enorme virtud estratégica. El control del espacio podría ser tan esencial para las probables superpotencias del siglo XXI como la fuerza naval lo fue para las considerables potencias de los siglos precedentes.

5. Rusia

La narración de Rusia da un caso de muestra asombroso de la velocidad con la que una superpotencia puede subir y caer. Al reventar la Segunda Guerra Mundial en 1939, el intelecto británica pensaba que Polonia era mucho más fuerte que Rusia. Solo unos años después, la Unión Soviética, con Rusia en su corazón, había jugado un papel esencial en la derrota de la Alemania nazi y ocupó la mayoría de Europa del Este. A inicios de 1990 prácticamente absolutamente nadie pronosticaba la inminente desaparición de la superpotencia comunista, pero en 1992 la Unión Soviética por el momento no existía.

Tras 2 tumultuosas décadas, el poder ruso está medrando de nuevo. Rusia El presupuesto militar, tanto en términos reales como en porcentaje del PIB, está entre los mucho más altos de todo el mundo. Una sección importante de Ucrania, una vez una parte de la Unión Soviética, fué devorada de nuevo. Con la coalición de la OTAN en ocaso, los estados bálticos como Estonia, Letonia y Lituania se temen que logren combatir exactamente el mismo destino. Hasta entonces, Rusia se siente suficientemente segura para organizar el intoxicación de disidentes supuestamente bajo la protección de potencias como Enorme Bretaña, supuestamente sin enorme miedo a represalias.

Rusia todavía es dependiente en buena medida del petróleo y su economía está infestada de corrupción. No obstante, todavía se encuentra dentro de las cinco naciones con poder de veto en el Consejo de Seguridad de las ONU, y el oso ruso todavía tiene garras con apariencia de los arsenales de armas nucleares. Es completamente elogiable que Rusia logre recobrar su rincón como superpotencia del siglo XXI.

4. Brasil

Adjuntado con Rusia, India y China, Brasil completa el cuarteto original de los llamados Naciones BRIC. Fueron nombrados por Jim O’Neil de Goldman Sachs en 2001, siguiendo la predicción de su banco de inversión de que se transformarían en 4 de las cinco economías mucho más enormes de todo el mundo para 2050.

Desde ese momento, las 4 naciones, a las que se unió Suráfrica en 2010, formaron una coalición política maleable, cooperaron en temas como el comercio y la atención médica y formaron un banco grupo para financiar proyectos de avance en el mundo entero.

El enorme sudamericano se ve frenado por los altos escenarios de pobreza y desigualdad de capital; o sea especialmente asombroso ya que solo las seis personas mucho más ricas de Brasil tiene una riqueza combinada mayor que los 100 millones mucho más pobres. No obstante, Brasil está bendecido con una vasta riqueza natural. La Campo petrolero de tupi, descubierto en frente de las costas de Río de Janeiro en 2008, tiene dentro un estimado de 8 mil millones de barriles. Un segundo hallazgo en mar adentro fue aún mucho más importante y va a ver a Brasil sumarse a las filas de los primordiales exportadores de petróleo de todo el mundo.

Brasil asimismo aloja cerca del 30% de las junglas del trópico que quedan en el planeta y, con él, un sinnúmero de elementos como níquel, manganeso, cobre, bauxita y madera.

3. India

Para 2025, se pronostica que India reemplazará a China como la nación mucho más poblada de todo el mundo. Al tiempo que China se encara a una bomba de tiempo demográfica gracias a la política del hijo único últimamente levantada, India tiene la fuerza laboral mucho más grande y mucho más joven de todo el mundo.

Este apogeo de la población va acompañado de un pasmante desarrollo económico, y ciertos especialistas piensan que la economía india va a haber superado el de los USA de América para 2050.

India está flanqueada por Pakistán al oeste y China al norte, y estas potencias no fueron comúnmente amigas. Pakistán y también India fueron a la guerra en 1965, y en 1967 una disputa fronteriza los llevó a un enfrentamiento militar con los chinos. No obstante, India en este momento tiene bastante fuerza militar para sentirse segura pese a la cercanía de estos poderosos contrincantes potenciales.

El ejército tiene un armamento nuclear de cerca de cien ojivas y la aptitud de lanzarlas desde tierra, mar y aire. 2 portaviones, con un tercero en construcción, significan que India se encuentra dentro de las escasas naciones capaces de proyectar una fuerza militar importante en prácticamente cualquier sitio de todo el mundo.

La creciente fuerza de la economía, las habilidades militares y la principiante programa espacial está conformado por el poder blando. La nación aloja mucho más compañías emergentes de cientos de millones de dólares estadounidenses que en todas y cada una partes, salvo en los USA de América y China, y su industria cinematográfica de Bollywood genera mucho más películas y vende mucho más entradas que Hollywood estadounidense.

2. China

Napoleón Bonaparte describió una vez a China como un león dormido; advirtió que en el momento en que ella despertase el planeta entero temblaría. A lo largo de una gran parte del siglo XX, China fue enclenque, dividida y tribulada, en guerra consigo misma y con sus vecinos. En este momento, en el siglo XXI, por último está lúcida.

En términos económicos, China es ya una superpotencia. El PIB de China de sobra de 12 billones de dólares americanos es mejorado solo por el de los USA de América, y en el momento en que paridad del poder de compra la gran nación asiática se ubica en la cima.

Los bancos chinos están financiando gigantes proyectos de infraestructura en 78 países de todo el planeta. Esto fué descrito como la contestación de China al Plan Marshall y el mayor emprendimiento de infraestructura de la historia. Esta colosal inversión dejará a China entrar a mercados y elementos extranjeros, obtener socios en el mundo entero y probablemente rivalizar con los USA de América como superpotencia.

Más allá de que China todavía está un tanto por detrás estadounidense en términos militares, la brecha no es tan enorme como antes. James Fannel, del Centro de Política de Seguridad de Ginebra, pronostica que para 2030 China va a tener mucho más buques de guerra operativos que la Armada de los USA y se establecerá como la capacidad militar dominante en Asia.

1. La Unión Europea

Los USA de América tienen un PIB de 19,4 billones de dólares americanos y gastan mucho más de 600 mil millones por año en la maquinaria militar mucho más vigorosa del mundo. Ninguna nación se aproxima a igualar esto, pero el grupo de naciones que conforman la Unión Europea puede llevarlo a cabo. Por tal razón, se ha sugerido que la Unión Europea debería clasificarse como una superpotencia.

En 2018, el PIB de la UE fue de 18,8 billones, lo que la pone en un segundo rincón muy próximo a los USA de América. Más allá de que la UE no tiene un ejército mezclado, por lo menos no todavía, múltiples de sus estados integrantes tienen habilidades militares muy substanciales. Esto incluye a mucho más de 1,5 millones de personal militar activo, aun mucho más que los 1,2 millones de EE. UU. La Eurofighter Typhoon, construido como un emprendimiento grupo entre el Reino Unido, Francia, Alemania, Italia y España, se promueve como el avión de combate tecnológicamente mucho más adelantado de todo el mundo.

Jean-Claude Juncker, presidente de la UE, dijo últimamente que llegó el instante de que la UE se transforme en un jugador global. No obstante, queda por ver si la unión política y económica de tantas naciones, cada una con distintas preferencias y también intereses, es un emprendimiento sostenible.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *