10 usos asombrosos de los submarinos en la guerra

La primordial virtud del submarino en la guerra es el sigilo. Su aptitud para arrimarse a un propósito y agredir sin ser detectado inicialmente fue considerada injusta por los oficiales navales expertos. Los oficiales navales los consideraron poco caballerosos hasta y a lo largo de la Primera Guerra Mundial. Desde ese momento, sus operaciones se han vuelto poco a poco más silenciosas y tienen la posibilidad de operar en todos y cada uno de los océanos de todo el mundo, a lo largo y en las aguas ribereñas y estuarios, sin ser vistos ni escuchados. Los submarinos no se limitan a agredir a los navíos contrincantes, los misiles de crucero y los misiles balísticos les dejan agredir objetivos tanto en tierra como en el mar.

Asimismo tienen la posibilidad de mandar tropas y agentes de sabiduría, efectuar supervisión enmascarada, poner minas y poner gadgets de escucha, y desplegar buzos para distintas metas. Tienen la posibilidad de operar bajo el hielo polar, y varios se han construido con la aptitud de salir a la área mediante la cubierta de hielo. Con todos los años que pasa, se vuelven mucho más bien difíciles de advertir y seguir. Se han vuelto tan letales que la guerra antisubmarina es la misión primordial de todas y cada una de las armadas de todo el mundo. Los submarinos han completado ciertas operaciones mucho más increíbles en la narración de la guerra, aun a lo largo de la Guerra Fría. Aquí hay diez usos extraordinarios de los submarinos en la guerra.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *