Estas son las trampas explosivas más aterradoras jamás desplegadas

Las trampas fulminantes son quizás el género de arma mucho más vieja que conocemos. Antes que pudiésemos crear armas cuerpo a cuerpo y de proyectiles, las trampas eran la manera preferida de capturar animales. Naturalmente, una fácil trampa prehistórica de nuestros días de cazadores-colectores difícilmente podría equipararse con los elaborados y fatales mecanismos que están en las trampas fulminantes de el día de hoy, si bien la iniciativa siempre y en todo momento fué aproximadamente afín.

Naturalmente, sólo algunas de las trampas fulminantes son iguales, en tanto que para comenzar es una definición amplia y extensa. Algo tan fácil como un cuchillo sepultado en el suelo técnicamente podría nombrarse trampa explosiva, puesto que se ajusta a la perfección a la definición. No obstante, las trampas fulminantes sencillos no son la razón por la cual nos encontramos aquí el día de hoy. Nuestro enfoque para este sería en las trampas mucho más mortales y mejor pensadas de la historia, las que se resaltan por su talento y eficiencia.

Desde los varios usos de las víboras en la guerra de Vietnam hasta la desarrollada y enigmática red de trampas que está bajo la tumba de Qin Shi Huang, aquí están las trampas fulminantes mucho más espantosas y funcionales nunca desplegadas.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *