Las formas extrañas en que tus mascotas podrían matarte o inhabilitarte

Las mascotas de todo género, ciertas familiares, otras extrañas, son compañeros apreciados y curiosidades para los apasionados a los animales. No obstante, vivir con otras especies muestra peligros. Las mascotas tienen la posibilidad de matar o mutilar de formas extrañas y también inopinadas. No hablamos de mordeduras de perro; hablamos de lagartos mortales, asaltos de artrópodos, riesgos de hámster, infecciones anómalos de peceras, asaltos de parásitos y muerte por clamidia por cacatúa.

10. Fiebre del loro

Las cacatúas y otros integrantes de la familia de los papagayos pequeños son mascotas populares. Pero las aves criadas como mascotas tienen la posibilidad de trasmitir anomalías de la salud desapacibles y, en un caso conocido, un muerte aducida venir de una cacatúa comprada en una tienda de mascotas dio rincón a una demanda. ¿La causa? Un género de clamidia (si bien aviar) transmisible a los humanos y, en casos mucho más extraños, de un humano infectado a un humano no infectado. La transmisión tiene la posibilidad de tener rincón al “besar” a un pájaro, respirar partículas derivadas de las gotas o sencillamente manejar al pájaro. La fiebre del loro es extraña, con menos de 10 casos de la patología que suceden en los USA anualmente desde 2010 de ahora en adelante.

El organismo que causa la patología está genéticamente relacionado con el tipo común de clamidia evidente como una patología de transmisión sexual pasable entre humanos, pero es un organismo diferente, popular como Chlamydia psittaci. Los síntomas de la fiebre de los papagayos en los humanos damnificados tienen dentro fiebre, tos, escalofríos, debilidad muscular, diarrea, náuseas y agotamiento. Los síntomas de las aves tienen dentro pérdida de peso, descargas, cambios de color caídos y sopor. Más allá de que los papagayos son conocidos como transmisores potenciales de la patología, otros géneros de aves asimismo tienen la posibilidad de ser portadores de la infección, incluidos patos, pollos, pavos, palomas y pájaros cantores. Casos que suceden primordialmente en el momento en que se cría un elevado número de aves para la nutrición, los huevos o se sostienen como mascotas. La patología se conoce en países tan distantes como Australia y también Inglaterra, pero es más frecuente en los trópicos.

9. Infecciones de peceras

¿Haces algún cuidado en un acuario? ¿Te pinchaste en el marco del tanque en el desarrollo? Podría estar presto a perder un dedo o algo peor, en casos extremos. Las peceras tienen la posibilidad de contener una gran pluralidad de patógenos, y los cortes libres o los arañazos tienen la posibilidad de ser la causa de una infección desapacible. Mycobacterium marinum infecciones puede ocasionar síntomas horripilantes, como descubrió un joven tras cortarse la mano en una pecera. El resultado fue una infección crónica, una cirugía y la propagación de la infección al tejido profundo. Las amputaciones tienen la posibilidad de ser en los peores casos. La mejor forma de eludir las bacterias es asegurándose primero de que no haya lesiones abiertas o cortes en su mano, y segundo, lavándose las manos realmente bien tras cualquier cuidado del acuario o contacto con los peces.

Además de esto, como pescador, asegúrese de no combinar jamás los utensilios familiares con el equipo de cuidado del acuario ni de aspirar un sifón al cambiar el agua. Otra amenaza que se muestra al acuarista descuidado es la oportunidad de exposición a la salmonela de peces reales y asimismo otra vida acuática habitual, como tritones o réptiles acuáticos. La patología puede ocasionar síntomas gastrointestinales graves e inclusive la desaparición en casos graves.

8. Tiro de pelo de tarántula

¿Piensas que una tarántula se vería excelente? Bueno, no se habla solo de eludir un mordisco. Los gigantes arácnidos tienen la posibilidad de constituir la contestación de todo el mundo de las arañas a King Kong, pero sus habilidades venenosas con frecuencia se sobrevaloran, al tiempo que con cierta frecuencia se pasa por prominente un riesgo mucho más insidioso que representan los animales. Aun podría tener inconvenientes para ver la tarántula tras un ataque de pelo volador. No, los puercoespines no “disparan” sus púas, pero las tarántulas tienen la posibilidad de disparar sus pelos afilados, lo que podría ocasionar lesiones oculares graves. Los cuerpos de las tarántulas están cubiertos de pelos finos, y los pelos de sus abdómenes gigantes y bulbosos, populares como setas, están cubiertos de púas que causan mal.

Tras un acercamiento con un contrincante, que podría ser sencillamente un cuidador de animales deficientemente entrenado, la tarántula irascible puede utilizar sus patas para pegar los pelos del abdomen hacia la “víctima” en entre los géneros de combate mucho más diestros empleados por cualquier animal. De forma alternativa, las tarántulas tienen la posibilidad de sencillamente frotar su barriga contra el propósito, empujando los pelos con apariencia de arpón hacia la carne del enemigo. Los manipuladores tienen la posibilidad de padecer mal en las manos, pero los peores casos implican ciertos síntomas oculares desapacibles que brotan de la existencia de múltiples arpones pequeños que se pinchan. en los globos oculares, debiendo ser extraído por los médicos con pinzas.

7. Mordeduras de hámster

Los hámsters son mascotas pequeñas impresionantemente populares, que se semejan a un oso pequeño pero están íntimamente similares con las especies de ratones y jerbos. Los hámsteres sirios, una clase mucho más grande, son los mucho más populares, al tiempo que los hámsteres enanos rusos y los hámsteres chinos asimismo se sostienen en ocasiones. En el momento en que se les molesta, los hámsteres tienen la posibilidad de infligir una mordedura desapacible con los dientes incisivos, lo que puede ocasionar varias adversidades médicas. Se conoce que las mordeduras de hámster provocan reacciones alérgicas mortales con apariencia de anafilaxia, un inconveniente al que se encara un pequeño pero todavía alarmante número de dueños de hámsteres.

En un caso en especial triste, una ex- policía y madre de tres hijos de Singapur murió en el momento en que entre los 2 hámsteres que peleaban la mordió mientras que procuraba romper el enfrentamiento. De forma rápida experimentó mal y entumecimiento., entonces entró en coma y después murió pese a seis días de atención médica. Además de esto, se han informado casos de la patología infecciosa Tularemia, asimismo llamada fiebre del conejo o fiebre de la mosca del venado, por exposición a hámsteres portadores de la clase de bacterias infecciosas. Francisella tularensis. Los síntomas tienen dentro inflamación de los ojos, inflamación de los ganglios linfáticos, irritación de la piel y inconvenientes pulmonares. Precisamente, la aptitud de los hámsteres para morder y el peligro de alergia o infección merecen precaución, no complacencia al tratar con estas mascotas.

6. Horrores de los primates de mascotas

Evidentemente, los monos y los macacos son nuestros familiares vivos mucho más próximos, ya que nosotros, los humanos, contamos como una suerte de primates. Por consiguiente, se podría perdonar por sospechar que otras especies de primates serían animales de compañía idóneas. Ya conoces, en vez de un perro, algo aún mucho más semejante a nosotros. No obstante, muchas especies de primates no solo están en riesgo de extinción, sino asimismo muestran peligros desastrosos de infección y enfrentamientos físicamente violentos con los humanos en el precaución domiciliario, o mucho más bien, en cautiverio. Los monos, un tipo habitual de mono mucho más pequeño, tienen la posibilidad de portar el herpes B, un primo espantoso del popular virus del herpes labial que es con la capacidad de matar a un humano. La infección puede manifestarse tras la mordedura de un simio o aun tras un fácil raspón de un mono.

Mucho más espantoso aún es que no puede comprender con seguridad si su simio es portador del mortal virus del herpes B, puesto que los desenlaces negativos de las pruebas en ocasiones son imprecisos. Los zoológicos tienen que tratar a todos y cada uno de los monos como probables portadores. Gracias a los riesgos que representan los primates para los humanos, USA ha contraindicado las importaciones de primates para el comercio de mascotas desde 1975. No obstante, eso no quiere decir que la multitud haya dejado de buscar animales ahora importados o criados en cautiverio para otros objetivos bajo su peligro. Los asaltos físicos de los monos tienen la posibilidad de lograr que los dueños le quiten los dientes de forma inhumana, al paso que la agresión de los macacos no humanos como los chimpancés, los familiares mucho más enormes de los monos, llevó a horribles accidentes como el ataque a Charla Nash por el chimpancé de su amiga en 2002.

5. Apuñalado, rebanado y cortado en cubitos

Los peces dorados, los guppies y los peces betta tienen la posibilidad de ser mascotas increíblemente seguras, pero ¿sabías que varios de los peces pequeños que ves en las tiendas de acuarios y tanques familiares jamás podrían aproximarte a morderte, pero aún de esta manera te van a dejar corriendo hacia la salón de urgencias? ? Esto se origina por que múltiples de los peces tropicales pequeños mucho más preciosos libres son profesores de dagas que llevan oculto. Ocultan sus afilados cuchillos huesudos en los sitios mucho más extraños, mientras que otros peces nadan subrepticiamente con una suerte de aguja hipodérmica con veneno en la espalda, preparados para picar como una avispa o un escorpión.

Las lochas payaso son peces de acuario de agua dulce siempre y en todo momento populares, pero bajo sus ojos yacen plegados, hojas huesudas increíblemente afiladas, como cuchillos. Si los causan, los animales tienen la posibilidad de recortar su mano y ocasionar una herida grave. En la situacion de los espárragos, los coloridos peces tropicales con forma de disco precisamente, tienen la posibilidad de infligir un corte desapacible con cuchillas óseas afiladas situadas cerca de las aletas de la cola. Si eso no fuese bastante, una gran pluralidad de acuarios los bagres tienen espinas con veneno en sus aletas que puede ocasionar una picadura desapacible si se desatiende lo bastante para recogerlos sin una red de pesca.

4. Fiebre por arañazo de gato

Los raspones de gato tienen la posibilidad de ser lacerantes, pero la infección final podría mandarlo al hospital. Estos pequeños familiares populares de tigres y leones son portadores de Bartonella henselae bacteria, que causa la patología popularmente conocida como “fiebre por arañazo de gato”. La aflicción se muestra como un grupo de síntomas que tienen la posibilidad de integrar ampollas, agotamiento, problemas, inflamación linfática, fiebre, pérdida de peso y mal de garganta. La patología está lejos de ser inofensiva y es increíblemente prevalente. Los estados de los Centros para el Control de Anomalías de la salud que se calcula que en torno a 12.000 personas contraen la patología anualmente. De esos 12.000, unos 500 enfermos terminan en el hospital. Posiblemente se requieran antibióticos en casos propensos a adversidades, al paso que la inflamación linfática puede demorar un año en reducir.

Las adversidades graves, si bien menos recurrentes, son horribles. Estos inconvenientes espantosos tienen dentro encefalopatía, que puede ocasionar daño persistente al cerebro o la desaparición tras una invasión bacteriana del cerebro, neurorretinitis, que nubla la visión, pero cede en la mayor parte de las situaciones transcurrido un tiempo, y osteomielitis. Esta horrible complicación radica en una infección ósea bacteriana, que puede necesitar la amputación de las partes perjudicadas. El síndrome oculoglandular de Parinaud puede deberse a Bartonella henselae la entrada de bacterias en los ojos, requiriendo a veces la extirpación quirúrgica del tejido ocular infectado.

3. Riesgos de los caracoles de mascotas

Los caracoles tienen la posibilidad de ser pausados, pero su popularidad está incrementando de forma rápida. El caracol retardado asimismo es una mascota que puede llevarte a una situación médica dificultosa no tan poco a poco. Al seleccionar un caracol mascota, puede seleccionar entre gasterópodos marinos, terrestres o de agua dulce, como son conocidos como técnicamente a los caracoles. Los caracoles tienen la posibilidad de cambiar desde los mucho más pequeños hasta los gigantes, de la misma la diversa gama de parásitos que tienen la posibilidad de transportar. Comer caracoles de agua dulce puede ocasionar esquistosomiasis, una patología extraordinariamente dañina asimismo famosa como fiebre de los caracoles, ocasionada en el momento en que los humanos son parasitados por vermes planos o trematodos del género schistosoma.

Los enormes brotes en el mundo entero son causantes de centenares de miles de muertes, lo que la transforma en la segunda patología tropical mucho más mortal tras la malaria. La infección sucede en el momento en que las larvas infecciosas ingresan a la piel humana y después ocasionan daño de adentro. Se han producido varios casos en China tras la inundación del río Yangtze. Los caracoles terrestres como los caracoles terrestres africanos colosales o los caracoles romanos tienen la posibilidad de verse como mascotas buenas y simples de comenzar para los pequeños o para los apasionados curiosos, pero si un niño ingiere un caracol pequeño, es simple infección por verme pulmonar de rata puede ser, en tanto que los moluscos son hospedadores de estos ridículos parásitos. Quizás lo mucho más espantoso de todo es que los vermes pulmonares de las ratas tienen la posibilidad de traspasar en la medula espinal y el cerebro, ocasionando probablemente parálisis o la desaparición.

2. Mordeduras de anfibios

está bien. Lo comprendemos. Lo excepcional, lo extraño. En la búsqueda de algo verdaderamente diferente, optas no por un reptil, sino más bien por un anfibio como mascota exótica. ¿Qué podría ser mucho más inofensivo y hermoso que una salamandra o una rana? De todos modos, más allá de que estas criaturas son verdaderamente suaves y débiles al tacto, muchas de las especies de mascotas mucho más populares medran hasta un tamaño notable y están armadas hasta los dientes, verdaderamente. Toma el Rana pacman, una mascota de terrario pequeña habitual y caricaturesca que se puede agarrar de forma fácil en una tienda de mascotas próxima. Si bien puede ingresar en un tanque de 20 galones, esta criatura tiene dientes, puede comerse el dedo y, en el momento en que lo realiza, puede aguardar sangre. Los científicos descubrieron que esta fácil rana muerde con 30 Newtons, o 6.6 libras de fuerza en el momento en que sosten su propósito.

Pasando a las salamandras, la engañosamente afín a una anguila Amphiuma de 2 dedos, una gran salamandra acuática en ocasiones llamada equivocadamente anguila del Congo, representa una amenaza para el acuarista descuidado. De todos modos de origen estadounidense, nativa de los estados del suroeste, la criatura es la tercera salamandra mucho más grande y con la capacidad de infligir ciertos cortes muy lacerantes en el momento en que es causado. Creerías que te había atrapado una serpiente. Lo mismo sucede con especies como la bella y conocida salamandra tigre. El anfibio rayado asimismo tiene un enorme mordisco. Si es mordido, tenga precaución con las infecciones y siempre y en todo momento esté atento a la salmonela en el momento en que esté cerca de anfibios.

1. Oh ciervo

Los corzos son herbívoros. Entonces, ¿qué podría salir mal si escoge no tener un perro amistoso pero probablemente mordedor en su propiedad, optando en su sitio por un integrante pequeño de la ¿Cérvidos? Bastante, resulta. Los corzos no comen carne, pero son beligerantes por otras causas y tienen la posibilidad de dejar a un cuidador ingenuo como comida dispuesta para un carroñero. En un trágico hecho australiano que ocurrió en Wangaratta, cerca de Melbourne, un hombre de 47 años llamado Paul McDonald fue golpeado horriblemente por su ciervo mascota, que sostuvo en la propiedad que compartía con su mujer, quien asimismo fue agredida después de que ella viniese con su hijo en contestación a los chillidos de su marido.

Los agentes de policía respondieron y dispararon al ciervo, que fue descrito como un ciervo híbrido, resultado del apareamiento de un ciervo colorado y una suerte de ciervo mucho más grande, un alce, asimismo popular como Wapiti. Los primordiales riesgos del ataque de un ciervo no surgen de las mordeduras, sino se muestran por la masa del animal y la fuerza concentrada proporcionada por los golpes de las pezuñas y las cornamentas puntiagudas. La naturaleza territorial de los corzos y el accionar impredecible de estos animales los transforma en opciones controvertibles como mascotas.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *