¿Qué busca la CIA en un recluta?

La denunciante en el centro de la tormenta de juicio político a Trump está un oficial de la CIA, según Los New York Times. Por tal razón, la CIA recibe mucha prensa recientemente. Si en algún momento ha soñado con transformarse en agente de la CIA o en analista de la CIA, como el héroe ficcional Jack Ryan, posiblemente sienta curiosidad por entender qué busca la Agencia Central de Sabiduría en los nuevos reclutas. Esta lista le va a dar la primicia.

10. Las contrataciones a mitad de carrera son más frecuentes en estos días

Más allá de que la agencia aún tiene un sendero por recorrer en concepto de ofrecer mujeres y minorías en el redil, y la promoción de ese género de usados a escenarios superiores, el Agencia Central de Sabiduría es evolucionando. Su directivo de hoy, al instante de redactar este producto, es una mujer. Su nombre es Gina Haspel. Los tiempos están mudando y las tácticas de reclutamiento de la CIA están mudando para reflejar los cambios.

Hoy en día, la CIA está optando por contratar a mucho más personas que han alcanzado puntos intermedios en sus carreras, como expertos de la ciberseguridad, ex- personal militar y instructores de lenguajes. Tras el colapso financiero mundial de 2007-2008, la CIA se interesó en los viejos planeta financiero usados.

20 por ciento de las novedosas contrataciones encajan en la categoría de mitad de carrera. Si tuvo un enorme encontronazo en su campo y está en medio de su nicho, posiblemente quiera utilizar en el sitio oficial de la CIA. El sitio tiene herramientas que asisten a las probables contrataciones a localizar los permisos laborales que mejor se amolden a su educación, experiencia laboral y talentos.

Se procuran cargos laborales en la CIA y, como se puede imaginar, el desarrollo de contratación es profundo. Puede tomar hasta un año aprobar todas y cada una de las verificaciones de antecedentes y continuar otros pasos en el desarrollo de contratación. En la mayoría de los casos, transporta cuando menos un par de meses. La gente que deseen trabajar en la CIA han de ser pacientes con el desarrollo de contratación.

La inclinación hacia las contrataciones a mitad de carrera exhibe que esta agencia, que recibe mucho más de 160,000 peticiones al año, tiene espacio para mucho más que graduados universitarios frescos y refulgentes, si bien precisamente hay una demanda de graduados universitarios frescos y refulgentes.

9. Se aconsejan títulos universitarios

Si no posee una licenciatura, puede ser bien difícil impresionar a los reclutadores de la Agencia Central de Sabiduría. Un título universitario de una facultad no es obligación para algunos permisos, pero se aconseja de forma encarecida, y la agencia con frecuencia elige aspirantes que hayan considerablemente más educación postsecundaria, como maestrías y / o doctorados.

Los estándares académicos cambiarán según los permisos laborales. La CIA tiene una gama de equipos, que son la Dirección de Análisis, la Dirección de Operaciones, la Dirección de Ciencia y Tecnología, la Dirección de Soporte y la Dirección de Innovación Digital. Los Centros de Misión y las Áreas de trabajo del Directivo asimismo contratan reclutas. En estos equipos, centros y áreas de trabajo, hay toneladas de permisos libres.

La CIA no sugiere una pista didáctica particularmente a los alumnos que estén apasionados ​​en trabajar para la agencia. En cambio, la Agencia Central de Sabiduría sugiere que los alumnos consigan buenas puntuaciones en cualquier pista didáctica que escojan y finalmente tengan en cuenta conseguir títulos universitarios.

Si quiere ser un oficial en el extranjero, un analista de sabiduría o desempeñar una función no administrativa, intención precisa un título universitario y sus posibilidades de ser contratado aumentarán si tiene un título adelantado. (Para vivir el todo Jack Ryan fantasía, probablemente precisará un título adelantado).

La agencia siempre y en todo momento está reclutando. Busca activamente a los aspirantes correctos, pero los reclutadores de la CIA son rigurosos. Desean lo destacado de la cosecha, académicamente comentando. Por esa razón los usados de la CIA de manera frecuente están reclutando en las universidades mucho más elitistas estadounidense. La FBI hace lo mismo.

Por ende, ayudar a una facultad de élite puede contribuir a llamar la atención de la Agencia Central de Sabiduría, que es solo un caso de muestra mucho más de por qué razón los alumnos están tan apasionados ​​en entrar a estas universidades “primordiales” primeramente.

No obstante, cualquier educación universitaria va a aumentar las opciones de ser contratado. El directivo de hoy, Gina Haspel (que trabajó enmascarada para la CIA a lo largo de 30 años y es la primera mujer líder de la CIA), fue a la Facultad de Kentucky y después fue transferida a la Facultad de Louisville. Esas academias no forman una parte del conjunto de universidades de la Ivy League.

Si charla un idioma extranjero o charla múltiples lenguajes extranjeros, eso es una enorme virtud. Entre los temas recurrentes que aparece al investigar las tácticas de reclutamiento de la CIA es el deseo de la agencia de conseguir personas que charlen lenguajes extranjeros con fluidez.

La Agencia Central de Sabiduría premia las capacidades en lenguajes extranjeros y ejecuta un programa de incentivos, llamado el software de incentivos para lenguas extranjeras, que entrega bonificaciones en efectivo a los usados nuevos y que ya están que cumplan con los requisitos de fluidez en el idioma.

Con el software de incentivos, hay una lista de lenguajes ajustables. Existen muchos lenguajes en la lista, incluidos árabe, nepalí, chino, alemán y ruso.

Ciertos aspirantes tienen la fortuna de medrar comentando lenguajes extranjeros en el hogar, tal como inglés y / o español. Otros aspirantes deben estudiar lenguajes por las malas. Con independencia de de qué forma aprendan los aspirantes, el dominio de los lenguajes es algo que la CIA respeta.

La gente que están creando vías educativas, con miras a ser contratadas en la Agencia Central de Sabiduría más adelante, tienen que tener esto presente. Ciertos permisos en la CIA dependen en buena medida de las capacidades en lenguajes extranjeros.

Para resguardar a USA, la CIA precisa integrantes del personal que logren charlar y entender lenguajes extranjeros. Asimismo es útil que estos integrantes del personal entiendan las diferencias culturales.

7. Los pasajeros ávidos tienen virtud

La CIA es una agencia delicada y mundana que valora a los aspirantes que han viajado bastante. En verdad, a la agencia le agrada contratar pasajeros ávidos, singularmente si han vivido en países extranjeros a lo largo de periodos de tiempo.

Los aspirantes que se sumergen en etnias extranjeras naturalmente captan los matices de las diferencias culturales. Entender estas diferencias resulta útil a lo largo de las metas y otras operaciones de la CIA. Entonces, un toque (o mucho más que un toque) de pasión por los viajes te va a ayudar a impresionar a los reclutadores de la Agencia Central de Sabiduría.

JC Carleson es una autora que trabajó para la CIA y siempre y en todo momento tuvo pasión por los viajes. Su deseo de examinar otras etnias la llevó a presenciar muchas aventuras enmascaradas a lo largo de su trayectoria en la CIA, incluyendo la búsqueda de armas de destrucción masiva en Afganistán.

Carleson acabó escribiendo un libro sobre la utilización de capacidades al estilo de la CIA en el planeta empresarial. Lleva por nombre Trabaja como un espía. Ejemplos de estas capacidades tienen dentro la persuasión, la aptitud de tomar resoluciones en una fracción de segundo y el análisis de la personalidad.

Los reclutadores de la CIA precisan algún género de gancho para prestar atención a peticiones de empleo concretas. La gente que se postulan, en vez de ser contratadas, tienen la posibilidad de despertar interés en el momento en que resaltan su interés y experiencia en viajes al extranjero.

Los futuros aspirantes deberían estimar la oportunidad de ver el planeta y absorber información sobre las diferencias culturales. Los reclutadores procuran frecuentemente estadounidenses que estén metidos en etnias extranjeras, como los estadounidenses con ascendencia árabe. El saber de etnias extranjeras finalmente provoca que un individuo sea mucho más reclutable.

6. Los aspirantes han de estar libres de drogas

Los reclutadores desean aspirantes que hayan sido libre de drogas a lo largo de cuando menos un año. Anteriormente, los aspirantes debían estar libres de drogas por mucho más tiempo, pero las reglas se han relajado un tanto.

Con mucho más de 160,000 peticiones para seleccionar anualmente, aparte de aspirantes que fueron reclutados particularmente, la agencia no requiere contratar clientes de drogas, así sea que empleen inapropiadamente fármacos recetados o drogas ilegales, o los dos. La Agencia está en condiciones de ser considerablemente más selectiva.

Para calificar para un empleo con la Agencia, los aspirantes que se piensan para el empleo tienen que someterse a evaluaciones médicas y de seguridad. Varios aspirantes son eliminados por abuso de drogas. Su abuso de drogas previo o de hoy les imposibilita recibir las autorizaciones de seguridad. Sin las autorizaciones de seguridad, es imposible trabajar para la CIA.

Si muestra la petición, prepárese para ciertas evaluaciones y trámites intrusivos.

5. Los aspirantes tienen que sentir pasión por la agencia

Aspirantes que dejaron Agencia entender que están apasionados ​​en transformarse en agentes o investigadores, o en ocupar otros puestos de la Agencia Central de Sabiduría, tienden a producir interés en los equipos de contratación de la CIA.

El desarrollo de petición de la CIA está implicado y los solicitantes que estén prestos a saltar mediante cada aro y recortar la burocracia es increíble. Más allá de que el deseo de ser contratado no es bastante en sí, manda un mensaje de que un candidato es un con pasión de la CIA. Exhibe a los equipos de contratación que el candidato tiene un plan de futuro alineado con los objetivos de la Agencia.

La CIA junta, trata y examina datos de seguridad nacional de todo el planeta, con el propósito de sostener a USA seguro y poderoso.

La Agencia se fundamenta eminentemente en el intelecto humana para conseguir sus propósitos. Los aspirantes que deseen trabajar para la CIA detallan a los reclutadores que están apasionados ​​en contribuir a la Agencia a lograr sus propósitos primordiales, que son el contraterrorismo, la no proliferación de armas (incluyendo las ojivas nucleares y otras armas de destrucción masiva), comunicando a los líderes estadounidenses sobre acontecimientos esenciales zonas extranjeras, contraespionajey ciberinteligencia.

Los aspirantes tienen que investigar intensamente la CIA. Va a ser esencial entender la historia y los objetivos de la Agencia. La CIA volvió a existir formalmente en 1947. Brotó de la OSS, que era la Oficina de Servicios Estratégicos de la Segunda Guerra Mundial. Antes de postularse o procurar atraer la atención de los reclutadores de alguna otra forma, los aspirantes tienen que cerciorarse de que tienen una genuina pasión por la Agencia Central de Sabiduría.

4. Los aspirantes no tienen que comunicar bastante en las comunidades

En la era de Instagram, Fb y Twitter, los reclutadores de la CIA combaten nuevos retos. Precisan localizar aspirantes que no compartan bastante en las comunidades. O sea mucho más simple dicho que hecho.

Un reclutador de la agencia indicó que los primordiales aspirantes que han asistido a entrevistas con la CIA, o que han recibido ofertas de empleo, perdieron sus ocasiones y nuevos cargos laborales gracias a su comunicar exageradamente las comunidadesEn otras expresiones, los aspirantes han publicado sobre sus entrevistas con la CIA u ofertas de empleo. Error grave.

La CIA emplea las comunidades para catalogar información sobre personas y organizaciones atrayentes, pero tampoco le agradan las comunidades, pues las comunidades complican el desarrollo de reclutamiento y les hace difícil resguardar a los operativos. Entonces, las comunidades son un arma de doble filo.

Otras agencias de sabiduría tienen la posibilidad de hallar información en las comunidades que comprometa las coberturas de los agentes, lo que quiere decir que posiblemente estos agentes no logren viajar a países extranjeros.

Por supuesto, los aspirantes que no distribuyen bastante en las comunidades son mucho más atractivos para la Agencia. Estos aspirantes no son libros libres. Posiblemente remover concretes que ya están no sea bastante, puesto que la supresión inmediata es una señal de alarma.

Cuando la gente son contratadas por la CIA, no se les prohíbe emplear las comunidades, pero tienen reglas de las comunidades que tienen que continuar. Además de esto, no tienen la posibilidad de emplear las comunidades mientras que están en el trabajo. La CIA está lidiando con inconvenientes de comunidades y otros temas digitales mediante su novedosa Dirección de Innovación Digital, pero eso es todo misterio …

3. Los alumnos de secundaria tienen la posibilidad de llevar a cabo el corte

Los reclutadores avizoran campus universitarios y asimismo se conoce que procuran alumnos de secundaria inusuales. La CIA asimismo tiene un programa de pasantías universitarias. Es viable ser contratado por la CIA de manera directa escuela secundaria, para algunos permisos, con lo que posiblemente los graduados de la escuela secundaria no deban aguardar hasta conseguir un título universitario.

La Agencia busca psiques jóvenes refulgentes a las que dar forma. La CIA piensa que los jóvenes tienen la aptitud de resguardar a USA.

Un programa atrayente de la CIA para jóvenes es el Programa de Educación Cooperativa. Asimismo hay un programa de becas. Estos programas tienen su sede en Washington, DC y cubren una pluralidad de campos de estudio, como economía y también ingeniería, tal como informática, lenguajes extranjeros y finanzas.

Los programas organizan a los jóvenes para viajar en carreras satisfactorias en la Agencia, ofreciéndoles ingreso a entendimientos de todo el mundo real sobre la CIA.

2. La agencia mira a la persona en su integridad

Los reclutadores de la CIA no procuran únicamente una cosa. Procuran potencial en una pluralidad de áreas. Desean aspirantes que sean capaces leal a los EE. UU., hábil en áreas importantes y psicológicamente permanente. Eso solo rasca la área. Por ende, no hay expresiones mágicas para vocalizar o redactar para entrar al club. Precisas tener el bulto terminado. Solo los reclutadores conocen verdaderamente todos y cada uno de los elementos del bulto ideal.

El desarrollo de reclutamiento sucede en pasos. En la mayoría de los casos, la Agencia examina el currículo de un candidato. Si el currículo está a la altura, va a haber una entrevista telefónica. Esta entrevista se usa para saber si el candidato tiene las puntuaciones en general correctas y una aceptable ocasión de pasar los controles de seguridad.

Ahora, el candidato debe efectuar una pluralidad de pruebas on-line. Los solicitantes que toman las pruebas tienen que solucionar inconvenientes y redactar algo. Tras esto, hay una entrevista en persona. Si el candidato impresiona al grupo de contratación, se programarán pruebas médicas y sicológicas. Asimismo se puede valorar el saber de acontecimientos recientes.

1. La CIA valora la franqueza

La Agencia hace varias cosas secretas, pero desea aspirantes que hagan ver un prominente nivel de candor, antes y a lo largo del desarrollo de contratación.

Los reclutadores que procuran prospectos atractivos desean aspirantes que hayan vivido sus vidas con un prominente nivel de honestidad y también integridad. Los reclutadores saben que los valores que los aspirantes hagan ver en su historia diaria influirán en su desempeño en la Agencia si son contratados.

Los aspirantes que se han desempeñado bien en trabajos y sobresalieron en ocupaciones académicas y extracurriculares, al tiempo que asimismo se triunfaron el respeto de sus compañeros y figuras de autoridad, tienen mucho más posibilidades de ser contratados. Imagínese a Jack Ryan, quien es leal a sus amigos y un incansable buscador de la realidad, la justicia y el estilo americanoy conseguirá la iniciativa general.

Con esto en cabeza, los aspirantes no tienen que manejar los hechos en sus currículos o entrevistas. La CIA probablemente se enterará en el momento en que un candidato no juegue con claridad, y la CIA no va a quedar impresionada. Siempre y en todo momento es preferible decir toda la realidad.

About the author

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *